Buscar y ofrecer alternativas. Núria Vila

Entrevistas

03/02/2021 - Lluc Massaguer

Núria Vila es diseñadora gráfica y directora de arte. Combina el trabajo en su estudio con la docencia en diferentes escuelas de diseño. Tanto sus proyectos como la investigación que desarrolla surge de su fuerte compromiso con el medio ambiente.

1
Una parte importante de tu trabajo es divulgativa. ¿Qué grado de conciencia crees que tenemos como sociedad frente a la situación medioambiental que estamos viviendo?

En la sociedad en general muy poca. Cada día hay más gente concienciada, pero solamente hay que mirar países donde sus presidentes lo niegan, a pesar de tener pruebas evidentes de que el cambio climático es una realidad.

Catàleg Kokorome Núria Vila
Catálogo Kokorome

Ahora ya empezamos a notar las consecuencias y es que ya no hablamos de cambio climático sino de emergencia climática.

El 80% del impacto ambiental de cualquier proyecto se define en la fase del diseño.

Según los científicos, que hace muchos años que nos avisan, solamente nos quedan 7 años para que la situación sea irreversible, por lo tanto tenemos que actuar y tomar medidas lo antes posible.

Bri de palla - Núria Vila
Bri de palla

Y ahora veo que quizá esto que digo suena catastrofista, y sí (jejeje) es cierto, pero también creo que lo podemos conseguir …

2
Das clase en diferentes escuelas de diseño. Te hago la misma pregunta que antes, sobre el grado de conciencia, pero concretamente desde el ámbito del diseño y la producción gráfica.

Desde el ámbito del diseño hay mucha gente que está buscando y ofreciendo alternativas. Justo ahora parece que empieza a estar en boca de todos, y algunos lo llaman «moda», pero lo cierto es que es el camino hacia dónde tenemos que ir. Sin embargo, todavía falta información y más alternativas reales.

Ya no hablamos de cambio climático sino de emergencia climática.

Como diseñadores tenemos una responsabilidad y un papel importante. Según unos datos del Internacional Council of Design, el 80%, aproximadamente, del impacto ambiental de cualquier proyecto se define en la primera fase, la nuestra, la del diseño. Así que podemos ser generadores del cambio y necesitamos que todo el mundo se sume a ello.

Lo explico con un ejemplo muy básico: Consumimos un millón de botellas de plástico al minuto y sólo se recicla un 9%. No digo esto para criticar el plástico, ya que para mí es un material maravilloso. Es tan maravilloso que nunca desaparece. El problema es el uso y abuso que hemos hecho nosotros.

El 50% del plástico que usamos es de un solo uso. Una gran incongruencia cuando sabemos que es tan resistente que no desaparece y tardará años en degradarse. ¡Y nosotros sólo lo usamos una sola vez!

Cada dos minutos llenaríamos una Torre Eiffel con las botellas de agua de plástico que consumimos.

Pues bien, para que os hagáis una idea, cada dos minutos llenaríamos una torre Eiffel con estas botellas de agua de plástico que consumimos. Si decidimos no consumir durante un día las botellas de agua, dejaremos de llenar 360 Torre Eiffel en un día.

Pues imaginad si pudiéramos hacer que las empresas embotelladoras de agua cambiaran los envases, que fueran retornables o bien de otro material de origen vegetal que no dañara el planeta.

Todavía nos falta la conciencia de reducir todo lo que podamos. Intentar aprovechar, hacersolamente lo necesario, sin excesos, y pensar nuestros diseños para que puedan perdurar, repararse o transformarse antes de reciclarlos.

3
¿Como crees que podemos contribuir, desde el mundo del diseño, a cuidar el contexto de crisis climática que estamos viviendo? 

Tenemos las herramientas para poder mejorar las cosas a través del diseño.

Debemos diseñar pensando en el ciclo de vida de las cosas, de manera más global. Debemos tener la conciencia de dónde provienen los materiales y el impacto que tienen, intentar trabajar de manera más local y de proximidad, intentar aprovechar al máximo los materiales para optimizar en transporte y energía. Energías limpias. Pensar en el uso que tendrán y ayudar a dar una segunda vida antes de la gestión final.

Debemos pensar nuestros diseños para que puedan perdurar, repararse o transformarse antes de reciclarlos.

Cuando hablamos de economía circular, lo más importante no es pensar en cómo reciclar, es pensar en reducir («menos es más») y luego pensar en reparar, transformar o reutilizar y, finalmente, reciclar.

4
Los meses de marzo, abril y mayo de 2020 se detuvo el mundo. ¿Qué crees que hemos sacado de ello, medioambientalmente hablando? 

Yo pensé que cambiaríamos y la verdad es que no sé si lo hemos hecho.

Logramos retrasar 3 semanas el consumo total que hacemos del planeta (siempre es en verano), pero desde la COVID-19 hemos generado entre un 350% y, en algunos lugares, un 400% más de residuos de un solo uso. Muchos de ellos son debidos a temas sanitarios, pero también por los take away.

L’encant - Núria Vila
L’encant

Quiero pensar que estamos cambiando nuestras conciencias, pero lo hacemos muy poco a poco.

5
Imagínate que, de golpe, por la razón que fuera, dejáramos de imprimir. 0 impresiones. ¿Qué pasaría?

Sería un drama. Dejar de imprimir no es una solución. No sé si sabéis que todo el tema digital tiene un gran impacto en nuestro planeta, por su consumo energético y por sus componentes.

Dejar de imprimir no es una solución.

Hablando un día con Nele Kempenaers (ex estudiante del Máster en Diseño Gráfico de EINA) me comentaba que navegar por internet emite más gases de efecto invernadero que la industria aeronáutica.

Llibres de Terrícola - Núria Vila
Llibres de Terrícola

Según Nahuai Badiola, el 2% de las emisiones de CO₂ global se deben al uso y mantenimiento de internet, lo que se traduce en 800 millones de toneladas de CO₂. También nos cuenta que si internet fuera un país, sería el 6º en gastos energéticos del mundo. Equipararía a lo que gastan países como Turquía o Polonia.

Por tanto, no es una solución dejar de imprimir y pasar al 100% al digital. Tampoco es bueno dejar de utilizar todo el plástico del mundo para hacerlo todo compostable, porque acabaríamos cultivando para hacer packaging y materiales. Hay que encontrar un equilibrio (como se hace con los diferentes tipos de renovables) y sobre todo, tomar conciencia y reducir.

6
¿Con qué proyectos estás trabajando ahora mismo?

Ahora mismo estoy con unos proyectos de packaging, identidad corporativa, comunicación y web. Tengo la suerte de tener unos clientes comprometidos con ganas de cambiar las cosas y hacerlas diferentes. Esto también me permite, no con todos, pero sí con algunos, poder investigar y experimentar.

Slowmov - Núria Vila
Slowmov

Me gusta poder combinar mi trabajo con la experimentación y la docencia.

¡Muchas gracias, Núria!

*Imagen de cabecera extraída del post de Graffica «Casi un 80% de lo que hago es sostenible», Núria Vila.